Domingo, 15 Julio 2018

Existe un panorama complicado para nuestro principal capital humano. El 80% de jóvenes entre 18 y 24 años están en el sector informal, mientras que en ocupación inadecuada se encuentra el 62%.

En términos generales, según los datos del INEI, en el Perú 7 de cada 10 trabajadores laboran en la informalidad. El año pasado, el empleo informal se incrementó a 73,3%, mientras que el empleo formal tuvo un descenso de 2,8% en el área urbana nacional. Uno de los grupos más afectados ha sido la población ocupada joven (Menores de 25 años), cuyo nivel de empleo descendió 5,2% en la capital, Lima, durante el 2017.

Según la Encuesta Nacional de Hogares del 2016, el 86,2% de la PEA ocupada joven se encuentra en condiciones de informalidad. Según el ex ministro de Trabajo, Daniel Maurate, existe un panorama complicado para nuestro principal capital humano. "El 80% de jóvenes entre 18 y 24 años están en el sector informal y en ocupación inadecuada tenemos al 62%. Así mismo, del total de jóvenes que egresan de los colegios, solo el 30% accede a educación superior; con lo cual tenemos que el 70% de jóvenes podría terminar en el mercado informal o desempleado", advirtió.

Por el lado de los jóvenes con estudios técnicos, esta semana se aprobó (y suspendió) el proyecto de ley 1215, a cargo de la Comisión Permanente del Congreso, que buscaba crear una nueva modalidad formativa laboral para estudiantes de Centros de Educación Técnico-Productiva e Institutos de Educación Superior Tecnológicos. Dicha ley otorgaría a las empresas la capacidad de contratar jóvenes para realizar experiencias formativas por un periodo de 448 horas en un tiempo máximo de 3 años, hasta cuatro horas diarias y 20 horas semanales, sin remuneración económica. Una de las razones señaladas para justificar dicha ley fue permitir que los estudiantes de carreras técnicas puedan acceder a una experiencia similar a pasantías. Este proyecto se ha convertido en un tema sensible para quienes estudian carreras técnicas y para el publico en general, dado que, en palabras del ex jefe de gabinete de asesores del Ministerio de Trabajo, "Parece que se busca que las prácticas pre profesionales de jóvenes de institutos sean gratis". Además, según Javier Dolorier, asesor laboral de empresas y entidades público privadas,  la norma puede ser considerada discriminatoria; ya que no se ofrece a los estudiantes técnicos la remuneración que sí se otorgan a los estudiantes universitarios en otras modalidades formativas.

 

Fuentes:

El Comercio (1) (2

Diario Gestión (1)

Semana Económica (1)

comments